Abdominoplastia

Luce un abdomen perfecto

La abdominoplastia elimina el exceso de grasa y piel en la parte baja del abdomen y, en la mayoría de los casos, repara músculos debilitados o separados creando un perfil abdominal más liso y firme.

Los resultados son técnicamente permanentes, sin embargo, las fluctuaciones de peso significativas pueden reducir en gran medida un resultado positivo.

La recuperación es de 2-3 semanas, después de las cuales podrás reintegrarte a actividades que no demanden esfuerzo. Transcurridos 3 meses, podrás observar el resultado final.

Si estás considerando embarazarte o adelgazar sustancialmente, es recomendable posponer el procedimiento.

NO es un sustituto para adelgazar o un plan apropiado de ejercicios físicos. NO corrige estrías, aunque éstas puedan eliminarse o mejorarse si están ubicadas en las áreas de piel excesiva que van a ser extirpadas.